¿Qué será de la vida de … Charly Karamanian?

14 | 11 2017

Charly Karamanian

Promoción: 1993  – House: Gloucester 

Soy una persona sencilla, con grandes inquietudes. Contador público, máster en gestión de la comunicaciones y tecnologías de la información. Posgrado en estrategias de innovación y prospectiva tecnológica. Miembro de primera edición del “Exponential Foundation Series” (tecnologías exponenciales) de Singularity University.

Expertise en innovación, sustentabilidad y negocios con impacto positivo, tanto del sector público como del sector privado. Me destaco en la dirección y mentoreo de individuos y equipos de trabajo multidisciplinarios. Pensador creativo y emprendedor serial. Encontrar soluciones simples a desafíos complejos es una de mis principales motivaciones en la vida.

Recientemente desarrollé y vivo con mi familia en La Casa G: La Casa Sustentable en Argentina. Emprendimiento sin fines de lucro, cuyo objetivo es fomentar el uso racional de los materiales, las buenas prácticas ambientales, el ahorro de energía y la promoción de la sustentabilidad. Ganador de los Premios Latinoamérica Verde 2015, el “Oscar” a la sustentabilidad de la región.

Primer Argentino en “minar” SolarCoin (SLR), la criptomoneda ecológica que promueve las energías renovables; reconocida por entidades internacionales como IRENA (Agencia Internacional de la energía Renovable), Solar Power Europe (Asociación Fotovoltaica Europea) y la Convención para el Cambio Climático de las Naciones Unidas.

Ganador del NASA Space Poop Challenge, el desafío de innovación abierta más grande de la historia, con 20.000 participantes de 130 países. Diseñé una solución inspirada en la naturaleza para los trajes espaciales de los astronautas que irán a Marte.

Creo que un mundo mejor es posible y que cada uno tiene el potencial para cambiar su realidad. Somos una gota de agua en la inmensidad del océano, pero ¿qué es el océano sino un montón de gotas de agua?.

Recuerdos de Charly en VDS:

¡Muchísimos recuerdos! Felipe recibiéndonos en la puerta siempre con una sonrisa. La carrera de autitos locos alrededor del jacarandá en el patio de atrás.  Los almuerzos de Ercilia, compartiendo la mesa con Norberto Comte y sus historias literalmente de otros mundos. Las clases de computación con Sandra Wisdom; (perdón Sandra éramos nosotros los que hackeamos las computadoras Tandy… varias veces). Los “fulbitos mixtos” en el patio verde con pelotas de papel improvisadas por el Chino Beraldi. Los General Knowledge Competitions. El trabajo en equipo del glorioso kiosco de Gloucester en los Sports del 93. La lluvia de papelitos el ultimo día de clases.

 

Categorizado en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *